Tostadas de Ajo Crujientes: La Receta Perfecta para una Cena Ligera

Introducción

Las tostadas de ajo son un platillo clásico que nunca pasa de moda. Versátiles y fáciles de preparar, estas delicias doradas son el acompañamiento perfecto para una gran variedad de platos, desde ensaladas hasta sopas. Además, son una excelente opción para aprovechar el pan que nos ha sobrado. A continuación, te mostraremos cómo preparar tostadas de ajo crujientes y llenas de sabor.


Quizás también te interese:  Receta Exquisita de Flan de Coco: Textura Cremosa y Sabor Tropical

Ingredientes

  • 4 rebanadas de pan de tu elección
  • 2 dientes de ajo pelados
  • 4 cucharadas de aceite de oliva extra virgen
  • Una pizca de sal
  • Perejil fresco picado (opcional para decorar)

Aparatos de Cocina

  • Tostadora o horno
  • Bol pequeño
  • Pincel de cocina
  • Rallador de ajo o prensa de ajo


Quizás también te interese:  Receta Exquisita de Aderezo de Maracuyá para Ensaladas Tropicales

Pasos a seguir para su elaboración

  1. Calienta la tostadora o precalienta el horno a 180ºC.
  2. Mientras se calienta, vierte el aceite de oliva en un bol pequeño.
  3. Ralla o prensa los dientes de ajo y añádelos al aceite. Mezcla bien y deja que repose para que el aceite se infusione con el sabor del ajo.
  4. Toma las rebanadas de pan y úntalas con la mezcla de aceite y ajo utilizando el pincel de cocina, asegurándote de cubrir toda la superficie.
  5. Espolvorea una pizca de sal sobre cada rebanada de pan.
  6. Coloca el pan en la tostadora o en una bandeja de horno y tuesta hasta que el pan esté dorado y crujiente.
  7. Una vez listas, sácalas y, si lo deseas, decora con un poco de perejil fresco picado.

Valores Nutricionales Positivos de la Receta

Quizás también te interese:  Deliciosa Receta de Tacos Fritos Catrachos al Estilo Hondureño

Esta receta de tostadas de ajo no solo es deliciosa, sino también nutritiva. El ajo es conocido por sus propiedades antibacterianas y antioxidantes que pueden ayudar al fortalecimiento del sistema inmunológico. El aceite de oliva extra virgen es una excelente fuente de ácidos grasos monoinsaturados, beneficiosos para la salud cardiovascular. Además, al utilizar pan integral o de grano entero, podemos añadir una buena cantidad de fibra a nuestra dieta, lo que favorece la digestión y nos ayuda a mantenernos saciados por más tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio