Receta Irresistible de Pollo al Horno con Mantequilla de Hierbas Aromáticas

Introducción

El pollo al horno con mantequilla de hierbas es un plato delicioso y fácil de preparar que encanta por su piel crujiente y su carne jugosa y aromatizada. Los sabores de las hierbas frescas se funden con la rica mantequilla para crear una experiencia gustativa única. A continuación, te detallamos cómo preparar este suculento platillo paso a paso.

Ingredientes

  • 1 pollo entero, aproximadamente de 1,5 kg
  • 100 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 2 ramitas de romero fresco
  • 2 ramitas de tomillo fresco
  • 2 ramitas de perejil fresco
  • 4 dientes de ajo
  • 1 limón, cortado en cuartos
  • Sal y pimienta al gusto

Aparatos de cocina

  • Horno
  • Fuente para hornear
  • Bol pequeño para mezclar
  • Cuchillo
  • Tabla de cortar

Pasos a seguir para su elaboración

  1. Precale el horno a 190°C.
  2. Lave el pollo por dentro y por fuera, luego séquelo con papel de cocina.
  3. En un bol pequeño, mezcle la mantequilla con las hierbas finamente picadas y los dientes de ajo machacados.
  4. Condimente el pollo por dentro y por fuera con sal y pimienta.
  5. Con cuidado, separe la piel de la carne del pecho del pollo y distribuya la mitad de la mantequilla de hierbas debajo de la piel.
  6. Coloque el limón en la cavidad del pollo junto con cualquier hierba restante.
  7. Unte el resto de la mantequilla de hierbas por toda la superficie del pollo.
  8. Coloque el pollo en la fuente para hornear y métalo en el horno precalentado.
  9. Hornee durante aproximadamente 1 hora y 20 minutos o hasta que la piel esté dorada y crujiente y el pollo esté cocido por completo.
  10. Deje reposar el pollo durante 10 minutos antes de trincharlo para que los jugos se redistribuyan.

Valores nutricionales positivos de la receta

Quizás también te interese:  Receta Auténtica de Chicharrones de Carne Crujientes y Deliciosos

El pollo es una excelente fuente de proteína magra, esencial para el mantenimiento y crecimiento de los músculos. La mantequilla proporciona grasas beneficiosas para una dieta equilibrada, mientras que las hierbas aportan antioxidantes y propiedades antiinflamatorias. Además, el uso de hierbas frescas en lugar de sal en exceso ayuda a reducir la ingesta de sodio sin sacrificar el sabor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio